Julian Maeso clausura el MAZ Basauri 2015 en una noche para recordar

Espectacular broche de oro a ésta cuarta edición del festival MAZ Basauri 2015 (con Mike Farris y Julian Maeso), que año a año ha ido superándose hasta poner el listón muy alto con lo vivido durante esta entrega. Más de 600 personas abarrotaron una Social Antzokia de Basauri que disfrutó de lo lindo con una noche que para los allí presentes será recordada durante años y que a ciencia cierta, será considerada como una de las mejores veladas musicales de éste 2015, a pesar de que aún dispongamos de más de medio año por delante.

Basauri Hay que destacar el gran trabajo de la organización del festival, que éste año ha podido contar con figuras como Burning y The Excitements en la jornada inicial, Ruper Ordorika y Audience en el segundo pase, junto con los conciertos gratuitos de Los Brazos y Highlights, y con un regalazo inolvidable en forma de noche de rock&soul a manos de Julian Maeso y Mike Farris.

Y es que la unanimidad de opinión se queda corta para expresar con palabras la emoción de una noche en que primero Maeso y su banda con su sonido setentero y más tarde la estrella Mike Farris acompañado de la “euskoband” de lujo para la ocasión, hipnotizaron y transportaron en lugar y tiempo al público durante más de tres horas, a un lugar del que ni quieren, ni casi pueden, volver.

Con un recinto aún sin llenar en los primeros compases, Julian Maeso aparecía en escena puntual a las 21:30, acompañado de su formación al completo. Con Maeso al teclado que alternaba con la guitarra, Pere Mallén a la guitarra, Paco Cerezo a la guitarra, Gonzalo Maestre a la batería y las guapas Verónica Ferreiro y Carolina García a los coros, el de Toledo se marcó un show de poco más de una hora en la que repasó varios de sus temas del último trabajo publicado el pasado año “One way ticket to Saturn” que fué catalogado como uno de los discos del año.

MAZ BasauriTras un tímido comienzo que fué haciendonos entrar poco a poco en calor a medida que avanzaban las canciones, el ex Sunday Drivers y teclista de Quique González entre otros, demostró el porqué es considerado uno de los mejores (si no el mejor) a los mandos de un Hammond en éste país.

Sus canciones con ritmo “soulero” de los setenta, con matices de rock sureño, sirvieron no sólo para calentar el ambiente antes de la puesta en escena del gran Farris, sino también para contrastar las buenas críticas cosechadas por el trabajo de Maeso y su banda y de los cual sin duda damos fé en ésta líneas.

Entre otras, pudimos escuchar varios temas de su “viaje a Saturno” como la sureña “Leave it in time”, los medios tiempos de “Gert ready / Get Strong”, la pegadiza “I must have been dreaming” y varias un par de versiones como “Wild Horses” de The Rolling Stones, aunque con un estilo más cercano a la versión de Leon Rusell y la clásica “A change is gonna come” de Sam Cooke y que cierra el último disco de Maeso y su banda.

Aunque costó de entrada conectar con el público, vimos un gran concierto de Maeso bien flanqueado por su equipo, con un Pere Mallén a la guitarra que brilló en ocasiones sobre el resto y las coristas Verónica y Carolina excelentes al acompañamiento con sus coros, y que consiguieron lograr la comunión con el respetable, que supo agradecer su trabajo con una gran ovación al final del concierto.

Tras un breve descanso para preparar el escenario a Farris, refrigerar el ambiente y tomar un poco de aire para lo que se avecinaba, los nervios, la expectación y la tensión que se notaba en el ambiente, hacían presagiar que seríamos testigos de una gran noche. Continuará… (Mike Farris clausura el MAZ Basauri 2015 en una noche para recordar)

(Texto y fotos de Iñigo Pascual)

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al principio ↑